Georgius’ list 2019

  1. Realizar la reunión de ventas-marketing en Guadix
    Del martes 15 al jueves 17 de enero de 2019 estuvimos en Alcudia de Guadix en la reunión de COMPO EXPERT S.L., conocí a todo el equipo con los que trabajábamos, fue una gran experiencia el introducirme en una empresa así.
  2. Realizar mi primera conferencia en la UNEE
    El viernes 19 de enero de 2019 realicé por primera vez una conferencia como escritor. La Unión Nacional de Escritores de España me dio la posibilidad de realizar una conferencia sobre un personaje ilustre de la Región de Murcia y después de muchos meses de quebraderos de cabeza acabé por decidirme por María Cegarra Salcedo. Una experiencia única a la que dedico unas palabras. Dedicatoria María CegarraReferencia UNEEPeriódico online
  3. Visitar el castillo de Montjuïc
    El sábado 26 de enero de 2019 fuimos al castillo de Montjuïc Milo, Oscar y yo, llegamos en metro hasta plaza España y caminamos hasta el castillo, unas impresionantes vistas de Barcelona y el mar se nos mostraron, acompañó mucho el día que nos dio tregua al frío y el viento. Castillo de Montjuïc.
  4. Empezar clases de Inglés
    Martes 5 de febrero de 2019  empecé a retomar el inglés que tanta falta me hacía. Siempre sigues tomando el inglés con canciones, películas o alguna lectura en inglés pero el retomar asiduamente esta materia era algo que me interesaba particularmente y, sobre todo, me sería muy útil. Mi profesora era Melanie Brennan con ella una hora los martes y jueves de cada semana realizábamos diferentes “topics”.
  5. Empezar en Creu Roja Barcelona
    El miércoles 30 de enero de 2019 empecé oficialmente en Creu Roja de Barcelona. Debido a mi disponibilidad no podría continuar el proyecto que venía realizando en Murcia desde el 2017 en Promoción del Éxito Escolar. Empecé en el Hospital materno infantil de Vall d’Hebron en infancia hospitalizada en la ciber-aula el sábado 30 de marzo de 2019.
  6. Empezar el gimnasio
    El lunes 21 de enero de 2019 empecé con el entrenador personal Mario todos los lunes y gimnasio miércoles y viernes o sábado. Después de mucho tiempo empecé a construir una rutina saludable y constante de ejercicio y alimentación.
  7. Empezar la piscina
    Martes 19 de febrero de 2019 empecé a nadar con asiduidad. Ya había tenido contacto con la natación en varias ocasiones. En Murcia procuré asistir a clases de natación 2 veces por semana pero al poco tiempo me tuve que mudar a Barcelona. Dejé de lado esta rutina que tanto me gustaba por un tiempo hasta poder organizar mi vida en la ciudad condal, finalmente me arranqué y conseguí la seguridad que me faltaba para ir a nadar a un sitio nuevo. El resultado fue magnífico y empecé por nadar martes y jueves.
  8. Confeccionar un bonsái
    El domingo 24 de febrero de 2019 compré un olivo (olea europaea) para convertir en bonsái. Un bonsai no es un fin, es un medio. El arte de moldear el tiempo. Confeccionar un bonsai y El arte de moldear el tiempo.
  9. Leer mis zonas erróneas
    Martes 5 de marzo de 2019 terminé el libro de mis zonas erróneas, después de muchos meses de lectura minuciosa que comenzaron más o menos a mediados de mi inmersión en el teléfono de la esperanza. Una experiencia maravillosa para descubrirse a uno mismo y cambiar la relación con los demás. Leer mis zonas erróneas.
  10. Comprar Tarot
    El lunes 11 de marzo de 2019 compré el Tarot de Oro, la baraja de Visconti-Sforza llevado por la curiosidad de conocer uno de los misterios tan comentados y para descubrir que hay de misterio en esta práctica. No fue hasta el domingo 30 de junio de 2019 que lo terminé de leer, su historia y mitos y la interpretación del mismo. Desde entonces comencé a practicar con las cartas. Comprar tarot
  11. Viajar a Valencia
    Del martes 12 al miércoles 13 de marzo de 2019 fuimos a la reunión de marketing en COMPO, vimos las fallas y fue una reunión agradable. Además aprendí algunas cosas que me ayudaron significativamente a mi gestión y a la forma de trabajar en la empresa. Una de ellas fue el inbox 0, el correo que tanta ansiedad puede generar en un puesto de trabajo y el segundo la herramienta de trello. Fundamental para poder gestionar muchas tareas y un tiempo muy escaso y limitado para poder hacerlo todo.
  12. Leer corrígeme si me equivoco de Giorgio Nardone
    El lunes 18 de marzo de 2019 terminé de leer corrígeme si me equivoco. Aunque considero que algunas cosas hay que cogerlas con pinzas en ciertos diálogos, como base teórica para establecer una comunicación productiva es muy interesante. El enfoque que tiene sobre todo en los aspectos negativos de la comunicación y como corregirlos es su parte más fuerte. Corrígeme si equivoco
  13. Empezar proyecto de Cruz Roja en Infancia hospitalizada
    El sábado 30 de marzo de 2019 empecé en el proyecto de infancia hospitalizada en el Vall d’Hebron. Una experiencia maravillosa que al igual que cuando empecé en Murcia el proyecto de promoción del éxito escolar la entrega a los demás me realiza y reconforta.
  14. Visitar Ciudad Real
    El martes 26 de marzo de 2019 fui a Membrilla, una ciudad bastante cerca de Ciudad Real para grabar un vídeo sobre uno de nuestros productos, el DuraTec Top 14 con inhibidor de la nitrificación DMPP en viña. La primera vez que grababa un vídeo de esas características, con la ayuda de Manuel Sánchez creo que el resultado fue bastante bueno.
  15. Visitar Logroño
    Del martes 2 al jueves 4 de abril me fui a Logroño a la reunión de ventas-marketing y al IV simposium de viña. Una oportunidad más para progresar profesional y personalmente con mi equipo.
  16. Ir a Cava Torre-Blanca Llàgrima d’Or
    El sábado 7 de abril de 2019 fuimos a Sant Sandurní D’anoia al cumpleaños sorpresa Albert, un amigo de amigos. El día transcurrió tranquilo, hicimos una torrá y tomamos vino, hasta que nos volvimos los mismos que habíamos ido, Pol y Marc y Milo y yo.
  17. Lo que necesitas en tu oficina
    Pelotas anti-estres: Imprescindible en una oficina, cuando la gente te ve usarla en su subconsciente desean usarla también. Viene muy bien tener varias en reuniones de trabajo donde se quieren sacar nuevas ideas o arreglar conflictos. En concreto mi preferida es la que tiene abultaciones en su superficie y otras pequeñas bolas dentro, fantástica. Pelotas anti-estrés
    Relojes de arena: Los relojes de arena son un buen método para la gestión de tiempo, sobre todos los de 5, 15 y 30 minutos. Relojes de arenas
    Una frase significativa para ti mismo: Una frase que signifique algo para ti es imprescindible para motivarte, además de que siempre queda genial para quien visite tu despacho. En mi caso mi preferida es la invención de los números imaginarios por Euler en el 1777 donde i es igual a la raíz de -1, algo tan sencillo que revolucionó las matemáticas permitiendo explicar la física de lo grande, el cosmos, y la física de lo pequeño, las partículas subatómicas, pero también para explicar el comportamiento de la electricidad y los movimientos de los gases. Para mí significa que aunque te digan que algo es imposible, la mente siempre puede ir un paso más allá y romper todos los esquemas.
    Sacapuntas de manivela: Pasa algo parecido que con las pelotas anti-estrés, todo el mundo tiene un deseo irrefrenable de hacerlo girar pero solo si la persona que está a tu lado tiene confianza suficiente para tocar tus objetos personales, es un buen indicador para medir tu proximidad con tus compañeros de trabajo.
    Tu taza: Puedes tener muchas cosas pero esto es de lo primero que necesitas, tú taza, si no tienes una taza propia en una oficina no perteneces a esa comunidad que es la oficina. Mi taza
    Hacer un Bonsai: Tener plantas a tu alrededor es muy beneficioso, pero confeccionar un bonsai es un paso más allá, te ayuda física y mentalmente, el dedicarle unos pocos minutos de vez en cuando a una planta y ver su desarrollo en el tiempo proporcionan una satisfacción plena. Mi bonsai
    Enseres que te ayudan en el día a día: En esta lista están pañuelos, gel de esterilización de manos, un cepillo y dentífrico, una botella de agua, té, desodorante, perfume, gotas para los ojos, pastillas para el dolor de cabeza, una lima, chocolate, caramelos, chicles, un metro de sastre.
    Otras cosas: Frutas de plástico, subralladores y bolígrafos atractivos, lapicero en forma de puño, frutas de plástico, abrecartas de una espada famosa, un Excutive Knight pen holder o un jardín zen.
  18. ¿Qué me gusta y me hace diferente?
    Después de varios años recogiendo algunas cosas que creo que me hacen bastante particular las he anotado en una lista. Esta lista está basada en las cosas pequeñas, los detalles, las particularidades que normalmente pasan desapercibidas. Mis peculiaridades
  19. Volver en semana santa a Murcia
    Del viernes 12 al domingo 21 de abril fui a Murcia. Se hizo como un soplo de aire fresco después del estrés del trabajo, un paréntesis dentro de mi vida donde pude disfrutar de nuevo de mi familia y amigos. Además aproveché para celebrar una de las cosas más extraordinarias de Murcia, su semana santa. Ulises nos ofreció su casa para ver a los Coloraos, que tan bien se veían desde su casa y también lo acompañamos en la procesión del encuentro. Semana Santa en Murcia
  20. Visitar la Fundación Miró en Barcelona
    El lunes 22 de abril de 2019 visitamos la fundación Miró en Barcelona, Josh, su hermana Enma, Milo y yo. Aunque en apariencia las obras de Miró pueden parecer pinturas de niños a ojos de muchos, y ciertamente algo de similitud tienen no lo son. La primera de las razones es la deconstrucción simbólica y abstracta incluso absurda de la realidad, que tanto se asemeja a las formas pintadas por los niños. Las pinturas plagadas de significado, pero sobre todo de sentimientos que quieren romper el lienzo y salir de esa realidad deconstruida crean un museo orgánico. Hubo algunas piezas que me gustaron particulamente, El oro azur, Cabello perseguido por 2 planetas, El ala de la alondra aureolada de azul de oro llega al corazón de la amapola adormilada sobre el prado engalanado de diamantes y gota de nieve sobre agua rosa. Magnifico. El oro azur de Miró
  21. Visitar el Museo de Arte Egipcio de Barcelona
    El miercoles 1 de mayo de 2019 fui al Museo de Arte Egipcio de Barcelona, una ruta interesante por el arte egipcio del alto y bajo imperio. Aunque no tenían una galería muy extensa ni grandes piezas cabía destacar la importancia de piezas egipcias de influencia grecorromana y como los ritos funerarios egipcios habían evolucionado en la dinastía ptolemaica. Al margen de las obviedades de Tutankamon todo lo demás fue una apasionante sorpresa. Museo de Arte Egipcio de Barcelona
  22. Curso Cruz Roja Infancia Hospitalizada atención a las familias
    El sábado 11 de mayo de 2019 realicé la formación de Infancia Hospitalizada en Cruz Roja. Como la mayoría de las formaciones que he realizado en Cruz Roja siempre me producen una sensación reconfortante y trascendental. Siento que mi entrega a los demás da sus frutos pero además me dedico tiempo a mi mismo a formarme y aprender de los demás. Mireia Gracia Frias además nos entregó su conocimento sobre Erich Fromm, Roy Galan, Simeone Beauvoir, M. Mercè Conagla así como muchas refencias sobre literatura relacionada con la temática.
  23. Leer cien años de soledad de Gabriel García Márquez
    El miércoles 8 de mayo de 2019 terminé el libro. Un libro impresionante que juega con alusiones a un mundo mágico desapercibido por los personajes pero que de una simple historia un relato extraordinario. Sinceramente lo considero una joya de la literatura hispana, no obstante, su extensión y excesivos personajes puede hacerse pesado para el lector que no está muy acostumbrado a la lectura. Cien años de soledad
  24. Hacer el carnet de la biblioteca en Barcelona
    El martes 7 de mayo de 2019 me hice junto con Milo el carnet de la biblioteca Caterina Albert en Camp de l’arpa. Una oportunidad perfecta para acceder a la cultura que una ciudad tan grande te puede ofrecer. Carnet de la biblioteca
  25. Ver “Mucha tontería” de Berto Romero en el teatro Barts
    El domingo 19 de mayo de 2019 fuimos Milo y yo a ver a Berto Romero al teatro Barts. Nunca había ido a ver a un humorista, y Berto Romero era de los humoristas que más gracia me hacía. Fue poco a poco subiendo la intensidad y el nivel, lo fue intercalando humor, cante e incluso alguna recreación de artes escénicas, mereció la pena. Aunque no pudimos permitirnos las entradas del centro buscamos unas en el Palco 4, fila 2. Berto Romero. Mucha tonteria
  26. Leer Radiestesia de Mika Widmanska
    El lunes 20 de mayo de 2019 leí el libro de Radiestesia de Mika Widmanska. Un libro interesante mezcla del esoterismo y la física. Una visión interesante de las energías y fuerzas del cuerpo y el propio mundo. Una visión más descriptiva que con la intención de convencer ofrece un conocimiento interesante de este tipo de prácticas. Radiestesia
  27. Visitar la Exposición de Bodies en Barcelona
    El sábado 25 de mayo de 2019 fuimos a la Exposición de Bodies en el centro comercial las Arenas de Barcelona. Desde que la vi anunciada por las calles de Barcelona me pareció interesante y sin duda cumplió mis expectativas. Una apasionante exposición que te muestra una cantidad de información e imágenes vivas increíbles. Aunque quizá las piezas no están lo cuidadas que deberían ni se aprecian debido a su deterioro todo lo bien que se deberían ver fue sorprendente el estar junto a cuerpos de seres humanos tan de cerca. No me produjo aprensión alguna, la ausencia de la piel los convierte automáticamente en muñecos. Exposición Bodies
  28. Encontrar nueva casa
    El martes 21 de mayo de 2019 encontré una casa en Barcelona. No fue fácil porque tanto el precio como la oferta en Barcelona hacía complicado encontrar algo. Pero finalmente en la Vía de las Cortes Catalanas encontré un piso asequible.
  29. Leer Cristales míos de María Cegarra
    El lunes 27 de mayo terminé el libro de María Cegarra Salcedo, un libro inmista de poemas, que merece la pena, sin duda, releer y escudriñar significados, reflexionar sobre cada palabra, cada verso, cada intensión. El silencio, la muerte, la pérdida, son parte de la identidad de la obra. Había leído y releido este libro, pero nunca completamente. Tuve la oportunidad de profundizar en Cegarra en mi ponencia para la UNEE y esta obra, junto a otras de la autora definen una verdadera joya en sí misma. Para mí Cegarra tienen un valor especial, mujer de ciencias pero también apasionada de las letras, murciana, y con sus toques melancólicos me hacen sentir el reflejo de mí mismo en ella. Por contrapartida, característica de la que no gozo, es la humildad y la sencillez, signo de identidad tanto en la obra como en su vida personal. Sencillamente admirable. Cristales míos de María Cegarra
  30. Celebrar el cumpleaños de Ulises
    El sabado 8 de junio volví de Barcelona a Murcia para visitar a Ulises. Una comida en reunión con su familia y amigos, un momento especial. También fue el comienzo, en algún sentido, del camino esta vez a Cantabria en Toribio de Leibana. Fue un cumpleaños divertido con un trivial de la vida de Ulises con diferentes preguntas y también un Bingo en el que había que encontrar a los personajes para completarlo y ellos te tenían que contar una anécdota de él. Cumpleaños Uli
  31. Leer Poemas para un silencio
    El domingo 9 de junio de 2019 terminé el libro de poemas para un silencio, obra intimista y de senectud de María. Para mí tiene un valor especial por haber realizado una investigación sobre María y su obra, sencillamente sublime. Leer para un silencio
  32. Visitar la exposición de Meet Vincent van Gogh
    El sabado 22 de junio de 2019 fuimos Milo y yo a la exposición de van Gogh y en nada se parecía a un museo convencional. Maravillosa exposición sobre van Gogh, recursos audiovisuales impresionantes y la increíble experiencia de poder tocar cada pintura, cada trazo y cada color de la paleta de van Gogh, una recreación de la vida de Vincent con sus lugares de visita tanto en París como en Arles. Un acercamiento intimista de su hermano Theó a través de sus cartas que conservamos gracias a Jo, la mujer de Theó. Está cuidado cada detalle, cada color, cada sonido. Meet Vincent van Gogh
  33. Visitar Tossa y Lloret de Mar
    Del domingo 23 al lunes 24 de junio de 2019 fuimos a visitar estos dos pueblos de la Costa Brava.  Aprovechando las fiestas de San Juan disfrutamos de una estancia por Tossa, con su castillo, sus aguas claras y un sol espectacular. Pasamos la tarde en la playa de Es Codolar y después visitamos el castillo de Tossa con sus pequeñas casas dentro de la fortaleza, torres y hasta una antigua iglesia dentro del recinto. Llegamos hasta el faro. Caminamos hasta la Badia de Tossa y cuando estuvimos suficientemente cansados volvimos a nuestro hotel en Lloret de Mar. Cenamos en la misma ciudad y al terminar nos tiramos en la arena de la playa de Lloret. Vimos los fuegos artificiales, el mar susurrar, en fresco de la noche en la playa y cuando consideramos que era suficientemente tarde para irnos nos fuimos a dormir.
    El día siguiente también fue agradable, nos levantamos y desayunamos en el mismo Hotel, un tal Hotel Clipper, recogimos, hicimos el check out y fuimos hasta Cala Boadella, pasamos el día y comimos en el chiringuito de la misma playa. La vuelta se nos hizo un poco más pesada que la ida, aún así fueron 2 horas de vistas, paísajes y buenos recuerdos. Tossa y Lloret de mar
  34. Final de los juicios
    El jueves 28 de junio volví a Murcia varias razones motivaban este viaje. Fue el viernes 29 de junio de 2019 cuando terminé esta historia tan larga, ratificaba mi firma en el juicio celebrado. Aunque había hecho un poder en Barcelona para no tener que ratificar presencialmente, por lo visto, no estaba complementado con todos los requerimientos, por tanto me tocó volver a Murcia y firmar personalmente. Supone un hito importante porque judicialmente soy independiente en todos los sentidos, también en el económico, y me desata totalmente de mis lazos familiares más tóxicos.
  35. Ir al fisioterapeuta
    El viernes 29 de junio de 2019 volví al fisio. Siempre es una maravilla dedicar algo de nuestro presupuesto al cuidado personal, pero no somos conscientes hasta que punto el ejercicio diario bien realizado, el descanso y la postura al dormir, las posiciones correctas en el ámbito laboral, la alimentación y un sin fin de otras acciones suponen o no granito a granito desequilibrios en el cuerpo.
    Por ello, la importancia de asesorarse con profesionales en los ejercicios del gimnasio, en las posiciones con un fisioterapeuta o quiropráctico, los estiramientos al final de los ejercicios, incluso antes de dormir. Todo ello es fundamental y deberíamos incorporar más este tipo de profesionales a nuestras vidas y no recurrir a ellos solo cuando hay dolencias.
  36. Encuentro literario en Almería
    El viernes 29 de junio de 2019 por la tarde después de comer cogí el coche para ir de Murcia a Almería. Un encuentro literario de la Unión Nacional de Escritores de España que se celebró en Almería, en el museo de la ciudad.
    Allí leí “Me soñé con alas para poder volar muy lejos”, “Silencio” y un fragmento de “La Sombra del Coloso”.
    Un momento entrañable con los recitales de grandes escritores, entre ellos me encantaron las intervenciones de Carmen Callado y Rosa García Oliver. Allí volví a ver a Carmen Salva del Corral después de 10 años. Rememoramos algunas historias del pasado, de nuestro primer año de carrera en Cartagena. También volví a ver a Juan Antonio Pellicer, delegado territorial del sureste. Un encuentro y velada muy agradable. Recital literarioEncuentro literario
  37. Dejar COMPO EXPERT
    El jueves 4 de julio de 2019 me dijeron que no me renovarían en COMPO EXPERT Spain y el viernes sería mi último día laborable en la compañía. Fue una noticia en parte triste, en parte feliz. Acababa una etapa y sin duda eso me lanzaba a otra aventura. Por contra 7 meses en Barcelona parecían tocar a su fin, dejar Cruz Roja, mi trabajo, nuevas amistades y las comodidades que todo ello va derivando del día a día. Fue una etapa difícil que me hizo crecer en lo personal y profesional.
  38. Concierto Cruïlla
    El sábado 6 de julio de 2019 fuimos Milo y yo al festival de Cruïlla. Aunque fuimos solo por un día nos lo pasamos genial. Íbamos principalmente por Years & Years y fue espectacular. Nos llovió durante 10 minutos en el concierto a cantaros, hizo calor y frío, pero muy divertido tanto en la performace como la voz. Kylie Minogue también sensacional, con sus ya 51 años y sus múltiples vestidos en el concierto también lució una voz maravillosa. También se vinieron Pablo y Tony, dos amigos de Milo con los que comimos y vimos los conciertos.
    Desafortunadamente mi día en el concierto no empezó muy bien porque empecé a tener migraña pero conseguí cortarla. No obstante, más tarde empezó a volverme el dolor y a las 2 y media nos volvimos. Foto
  39. Hospedar a mi madre en Barcelona
    Del lunes 8 al viernes 12 de julio de 2019 vino mi madre a Barcelona. Siempre es algo que me da mucha satisfacción el invitar a algún amigo o familia y poder hospedarlos en mi casa, tratarlos bien, enseñarles donde vivo. Me gusta ser hospitalario y ser tan buen anfitrión como lo han sido conmigo, por eso, a mi madre le hice un recorrido por toda Barcelona. Vimos el Sant Pau, Sagrada Familia, el Gótico, el Ajuntament y la Generalitat, la Plaça del Reial, las Ramblas, el puerto con la Estatua de Colon, la Aduana, Poblenou y el Barrio de Gràcia. El viernes me despedí de todos mis compañeros de la oficina y la llevé a ella a la Estación de Sants. Hospedar a mi madre en Barcelona
  40. Volver a Murcia
    Del miércoles 17 de julio al jueves 1 de agosto de 2019. Fue una prueba de obstáculos, el miércoles 17 de julio bajé de Barcelona a Murcia, habían sido unos días intensos de despedidas y reestructuración de mi vida y mis cosas. Bajé para descansar, relajarme y encontrar de nuevo a mi familia para encontrar cierta paz, cierto confort. El viernes 19 de julio subimos a Los Teatinos, aquella casa de la infancia, de mis recuerdos. Ahora una casa envejecida, un jardín descuidado y un abuelo ya mayor devastado por la edad, la pérdida y el devenir.
    Las falta de fuerza, la pérdida de su mujer y ahora su coche lo llevaba yo lo hacía aún más irritable, iracundo, quizá no más de lo que yo había sido. En algunas ocasiones llegaba a dar verdadera pena.
  41. Dejar un libro a la mitad
    El viernes 19 de julio de 2019 por primera vez en mucho tiempo dejé un libro a la mitad. Era un libro, de dos, que me había regalado una compañera del Telefono de la Esperanza. Empecé a leerlo y llegué hasta la página 101. El libro “Las leyes espirituales” de Vicent Guillem era de una bajeza intelectual pasmosa. No suelo criticar un libro por el esfuerzo que supone para el escritor el redactarlo y publicarlo, pero en este caso no puedo reprimir el tremendo enfado que este tipo de publicaciones vean la luz y lo que es peor de todo que haya gente que pierda su tiempo en leer esto. Completamente despreciable. No obstante, extraigo de todo una experiencia positiva y es mi obsesión por terminar algo que he comenzado aunque no me guste, me aburra o no tenga la utilidad deseada. Por primera vez pude romper ese esquema que me era tan difícil sobrepasar. Las leyes espirituales
  42. Leer el hombre en busca de sentido
    El viernes 26 de julio de 2019 terminé el libro de El hombre en busca de sentido de Viktor Frankl. Un libro maravilloso desde diferentes puntos de vista. El primero el uso del lenguaje, correcto, simple, concreto e intimo, sublime uso de la terminología pero siempre guardando esa concreción. Por otra parte, además del bellísimo contenedor del argumento está el propio argumento, liberado de todo sensacionalismo, contado desde lo más profundo del ser humano, una profunda reflexión contada por un psiquiatra preso en varios campos de concentración. Se hace una lectura muy agradable por la sencillez, sin términos clínicos ni escabrosos, verdaderamente incita a la reflexión. El hombre en busca de sentido
  43. Llegar a 1k en Instagram
    El miércoles 31 de julio de 2019 conseguí llegar a 1k en instagram y me di cuenta de cuanta adicción y que improductivas son estas app para los individuos. Causan ansiedad, inseguridades y un deseo irrefrenable de gustar a los demás. Quizá uno no se hace consciente del peligro que pueden entrañar para uno mismo hasta que lo vive. En mi caso daña mi espiritualidad enormemente y aunque la necesidad de comunicación y expresión la sigo teniendo en esta red a partir de ese momento intento hacerlo con mayor cautela.
  44. Leer todo lo que hubiéramos sido tú y yo si no fueramos tú y yo
    El jueves 1 de agosto de 2019 terminé este libro. Un libro entretenido y de lectura fácil, en un principio no terminaban de agradarme sus constantes divagaciones pero poco a poco te acostumbras porque forman parte de la atmósfera del libro. Escritura sublime estructurada en múltiples capítulos, simple pero no sencilla con requiebros y un final inesperado. Perfecto para llevar de viaje. Todo lo que hubieramos sido tú y yo si no fueramos tú y yo
  45. Volver a Barcelona
    Del jueves 1 al viernes 9 de agosto de 2019 estuve en Barcelona, un golpe de aire fresco para coger energía para el segundo round de las vacaciones. Volví a ver a mis compañeros del trabajo y preparme física y mentalmente para el camino a Toribio de Liébedana.
  46. Visitar el Museu del Diseny de Barcelona
    El miércoles 7 de agosto visité el Museo del Diseño. Un edificio moderno que en realidad alberga 4 museos de la ciudad de Barcelona, el museo de artes decorativas, el museo de cerámica, el museo textil y de indumentaria y el gabinete de las artes gráficas. Me gustó mucho el recorrido histórico y el museo merece la pena verlo por los 6€ o 4€ con el precio reducido, además puedes volver o darle tu entrada a un amigo para que vaya en un tiempo comprendido hasta los 6 meses después de la adquisición. Lo que no me gustó tanto era esa visión más opaca regionalista que tiene el museo, siente un deseo irrefrenable de quitar todo lo “hispano” del museo, muchos vídeos están en catalán subtitulado en español y parece que no hubiera ningún otro diseñador sudamericano o del resto del país que se dedicara al diseño. Museo del Diseño de Barcelona
  47. Visitar Santander
    El viernes 9 de agosto de 2019 cogí el avión en Barcelona dirección Santander, cuando llegué cogí el bus para llegar del aeropuerto a la estación de autobuses de Santander. Al llegar a la estación de buses fui directo a la Catedral de Santander, en la Parroquia del Santísimo Cristo Recogí las credenciales de Ulises, Juan Pedro y Jose. De nuevo volví hacia la estación de autobuses que estaba en frente de la de trenes y esperé que llegaran.
    De allí nos fuimos al albergue, el Hostel Central, dejamos las cosas y caminamos hasta la Iglesia del Sagrado Corazón. Casualmente nos pilló la feria de los quesos y nos tomamos unos vinos y quesos.
    El viernes 16 volvimos de Potes a Santander y nos alojamos en un albergue, la verdad, el mejor hasta el momento. Dejamos las maletas y nos fuimos a comer a un japonés.
    Aquel día visitamos el museo marítimo del Cantabrico y el centro Botín. Al día siguiente visitaríamos toda la costa desde la punta de San Marcos hasta la península de la Magdalena llegando a su hermoso palacio que visitamos por dentro. A la salida dimos un paseo hasta la playa del Sardinero y volvimos al centro de Santander para ver el ayuntamiento de la ciudad y la catedral y su claustro.
    Visita a Santander
  48. 1ª Etapa del camino a Santo Toribio de Liébana
    El sábado 10 de agosto de 2019 salimos de Santander temprano para ir a San Vicente de la Barquera haríamos 12 km con subidas y bajadas de dificultad media. Cogimos el bus y llegamos allí por la mañana, fuimos hasta la Parroquia de Nuestra Señora de los Ángeles. Caminamos por La Acebosa, Hortigal hasta llegar a Estrada donde hicimos un alto para visitar la Torre de Estrada en la población del mismo nombre. Continuamos después hasta Serdio donde comimos en “la Gloria” un resturante de comida asturiana donde comí el típico cocido montañés y un asado de cordero con patatas que nos hizo estar, como repetimos en varias ocasiones, en la Gloria, física y figuradamente.
    Continuamos nuestra travesía hasta Muñorrodero, de camino allí visitamos las ruinas de la Iglesia de San Julián.
    Cuando llegamos a Muñarrodero no encontramos posada para hacer la noche, nuestras opciones eran escasas porque regresar hasta Serdio suponía deshacer lo andado y seguir hacia delante suponían varios kilómetros más. Afortunadamente encontramos a una señora, Doña Pilar, una mujer del pueblo que nos hospedó en su casa y tuvo la cortesía de llevarnos en el coche al día siguiente para comprar provisiones. Primera etapa
  49. 2ª Etapa del camino a Santo Toribio de Liébana
    El domingo 11 de agosto de 2019 salimos de Muñorrodero dirección Cades donde haríamos 14 km. Fuimos por toda la vía fluvial del río Nansa haciendo varias paradas para contemplar la belleza del río. Al llegar a la parada donde se encontraba la central hidroeléctrica decidimos hacer un alto, allí empezó a llover y nos refugiamos. Como vimos que amainó decidimos continuar nuestro camino, por desgracia empezó a llover con gran intensidad. No pudimos mas que acelerar nuestro paso para llegar a Cades. Afortunadamente no duró mucho y pudimos hacer el resto del camino sin lluvia pasando por el Solaz de los cerezos, Cabanzón donde intentamos entrar en la ermita de la Magdalena, Otero y finalmente Cades.
    Al llegar exhaustos y completamente mojados secamos toda nuestra ropa en el albergue, donde Erica, una catalana de padres andaluces nos preparó la cena. Estuvimos bastante rato conversando con ella, casualmente era de Barcelona, de Cornellá centre, y también nos dejó el desayuno del día siguiente.
    En el albergue entablamos amistad con dos parejas, los malagueños y los madrileños que llevaban a su perro, ambos iban hacía Toribio de Liébana, nos los iríamos encontrando por el resto del camino. Segunda etapa
  50. 3ª Etapa del camino a Santo Toribio de Liébana
    El lunes 12 de agosto de 2019 saldríamos de Cades dirección Cicera y haríamos más de 16 km, eso si de montes impresionantes y cuestas y bajadas interminables. Salimos a una hora prudente pero no temprano de Cades y seguimos al río Nansa esta vez desde la altura. Cuando llegamos a la altura del embalse de Palombera tomamos la única ruta posible rodeando el río Lamasón O Tanea. Arropados por las montañas llegamos a la Venta Fresnedo y seguimos. Cuando pasamos el puente y a lo lejos vimos la Iglesia de Santa María de Lamasón sabíamos que quedaban pocos metros para llegar a Quintanilla donde podrías reponer las fuerzas y comprar provisiones para una parte del viaje pues no encontraríamos otro supermercado hasta la ciudad de Potes.
    En el alto que hicimos en Quintanilla nos encontramos a nuestros amigos de viaje los malagueños y los madrileños. Nos aprovisionamos en el único supermercado de la ciudad y compramos unos bocadillos en uno de los pocos bares del pueblo y remontamos nuestra marcha.
    Retomamos después del alto nuestro camino por Sobrelapeña caminando desde lo alto el arroyo de La fuente hasta llegar al pueblo de mismo nombre, allí visitamos desde fuera la Iglesia de Santa Juliana y caminamos, esta vez dejando el arroyo atrás, por la montaña hasta Burio, en Burio encontramos a nuestros amigos los madrileños y a pocos metros después encontramos un móvil de los malagueños. Finalmente con esfuerzo y ya muy cansados del camino llegamos al albergue de Cicera donde encontramos a los malagueños a los que devolvimos el móvil.
    En Cicera yo estaba terriblemente cansado y al haber perdido las plantillas de los zapatos el día anterior los pies me molestaban, mientras ellos hicieron la ruta mágica por las montañas de Cicera yo descansé.
    Esa noche cenamos copiosamente e hicimos más amistad sobre todo con los madrileños. Tercera etapa
  51. 4ª Etapa del camino de Santo Toribio de Liébana
    El martes 13 de agosto de 2019 salimos de Cicera y fuimos dirección Cabañes donde teníamos el siguiente albergue nos haríamos aquel día casi 14 km. Este fue uno de los tramos que más disfruté de los paisajes, por contra las interminables pendientes y bajadas hicieron muy arduo el camino. Pasamos el Collado de Arceón y a los dos costados podíamos ver los picos de europa. Después de un buen trayecto llegamos al pueblo de Lebeña. Allí repostamos agua y bajamos un poco más para comer, yo el segundo bocadillo que compré en Quintanilla y mis amigos lo que pudieron llevarse a la boca.
    Allí nos encontramos de nuevo a los madrileños y a los malagueños, comimos juntos y fuimos a la Iglesia de Santa María de Lebeña, la más antigua que celebraba culto en Cantabria de estilo mudejar.
    Atravesamos el río Deva y pasamos Allende, siguiendo a nuestro costado el río Rubejo llegamos al albergue de Cabañes.
    Descansamos en un lugar maravilloso, Juan Pedro y yo nos bañamos en la piscina de agua helada un buen rato. Después Jose me dijo de dar un paseo para visitar los castaños milenarios que al haber elegido la otra ruta no pudimos ver.
    Unos espectaculares troncos de castaños que debieron ser cortados en varias ocasiones para recoger leña se abrieron ante nuestros ojos, un lugar místico.
    En la noche cominos lentejas y calabacín frito e hicimos amistad con una catalana y su novio francés además de conversar con los malagueños y los madrileños.
    Después de hablar, Ulises y yo decidimos dar un paseo por el pueblo debido a la indigestión que nos produjo la comida. Una vez exhaustos nos fuimos a dormir. Cuarta etapa
  52. 5ª Etapa del camino de Santo Toribio de Liébana
    El miércoles 14 de agosto de 2019 salimos de Cabañes dirección Potes haríamos algo más de 11 km. Sería la última etapa importante y la finalización de la obtención de la indulgencia plenaria. Volvimos a ver un tramo que habíamos visto Jose y yo el día anterior de los castaños milenarios. Llegamos hasta Pendes y de allí proseguimos nuestro camino hasta la ermita de San Francisco, de allí seguimos el curso del río Deva hasta la entrada del pueblo de Tama donde Carlos IV mandó construir un puente en 1792. Hicimos un descanso para comer y visitamos la Iglesia de Nuestra Señora de los Ángeles, lamentablemente cerrada. Allí decidimos evitar el tramo por carretera transitada donde estaban los pueblos de Aliezo y Ojedo, así que decidimos seguir el río Deva hasta Potes en altura en el otro margen del río.
    Apretaba fuerte el sol pero en este tramo no tuvo dificultad el trayecto, finalmente llegamos al albergue al lado de la Torre del Infantado. Repuestas las fuerzas fuimos a comer con los madrileños para celebrar que habíamos llegado a Potes, corrió la sidra y la buena comida.
    Descansamos en la tarde para coger fuerzas para llegar hasta Santo Toribio y finalmente llegamos tras una larga cuesta al Santuario donde recibimos el último de los sellos y el diploma de la indulgencia.
    Compramos cosas a nuestra vuelta para poder cenar y descansamos en el albergue para volver a Santo Toribio al día siguiente. Quinta etapa
  53. 6ª Etapa del camino de Santo Toribio de Liébana
    Del jueves 15  al viernes 16 de agosto de 2019 nos quedamos en Potes.
    El jueves 15 fuimos por la mañana a las explicaciones sobre el monasterio de Santo Toribio, el claustro y los trozos de la vera cruz que allí se custodian además de la misa y la confesión para conseguir la indulgencia plenaria.
    A la salida de la misa fuimos a visitar varias de las ermitas que se encontraban en aquellas montañas. Después de aquella aventura por las ermitas fuimos a comer con los madrileños. Pasado un tiempo interminable de espera conseguimos comer. Volvimos a reponer las fuerzas en la tarde y visitamos algunas cosas como la Torre del Infantado, los puentes de la ciudad sobre el río Deva y sus villas y casa antiguas dando un paseo.
    En la noche volvimos a cenar de lo que habíamos comprado y cenamos junto a los madrileños. Nos despedimos pues al día siguiente no sabíamos si los veríamos. Al día siguiente nos fuimos a Santander. Sexta etapa
    Visitar Colonia y Frankfur
    Del jueves 22 al domingo 25 de agosto de 2019 fuimos a Alemania a visitar a un amigo de Milo. Llegamos en la noche a Colonia y dimos una vuelta por la ciudad, vimos su espectacular catedral llena de luz. Como no encontramos mucha oferta para cenar esa noche fuimos a una especie de Tailandés. Atención se vas a pagar con tarjeta porque por raro que parezca en muchos sitios en Alemania no puedes pagar con tarjeta.
    Al día siguiente nos vimos con Óscar que había venido desde Frankfurt, vimos la catedral de Colonia por dentro y dimos una buena vuelta a la ciudad, con sus puentes, sus barrios, el río hasta que comimos en un sitio muy alemán, es decir, carne con su infinidad de variedades de salsas y obviamente, cerveza.
    Seguimos caminando por la ciudad hasta llegar a un jardín donde nos tiramos a descansar. Cuando terminamos fuimos a Frankfurt, en el camino descubrimos a que velocidad pueden ir los coches en Alemania, en las autovías no hay límite de velocidad a excepción de que esté señalizado por eso se pueden alcanzar velocidades realmente vertiginosas.
    Cuando llegamos dejamos las cosas en la casa de Óscar dejamos las maletas y fuimos a cenar a un griego que ser vía pescado y marisco, allí conocimos a una amiga de Óscar, pasamos un rato agradable. Al terminar compramos algo para beber y nos despedimos de ella para ir a casa de Óscar. Estuvimos hablando hasta tarde.
    El sábado fuimos por todo Frankfurt, nos enseñó la zona de los rascacielos pero también la zona donde se vendía y había prostíbulos por todas partes. Comimos en una hamburguesería por el centro y nos fuimos de nuevo como el día anterior a echarnos en el césped por donde habían hecho como una especie de feria de algunas cosas españolas.
    Cuando nos cansamos de allí fuimos a una terraza en lo alto de un edificio para descansar y tomarnos una copa.
    En la noche dimos una vuelta por la zona del río donde habían puesto unos puestos y había una fiesta, allí recogimos a otra amiga de Óscar y fuimos a cenar y después de fiesta. Sobre las 12 y media nos volvimos a casa, ella nos acompañó en el tren porque había dejado su coche en nuestra parada. Cuando llegamos a la estación nos despedimos de ella y caminamos hasta la casa de Óscar.
    Seguimos hablando hasta tarde y ellos contándome cosas de su pasado, rememorando viejas historias.
    El domingo antes de nuestra dimos los últimos repasos, nos enseñó la ciudad donde vivía, era pequeña con una iglesia y un museo romano, el lago cerca de la ciudad y luego volvimos a Frankfurt, vimos el jardín japonés y comimos. Después el nos dejó en la estación de Frankfurt y cogimos el bus hasta el aeropuerto de Colonia, después de una pequeña espera y el vuelo llegamos a Barcelona. Viaje Colonia y Frankfurt
  54. Ir al concierto de Melanie Brennan
    El jueves 29 de agosto de 2019 fuimos al concierto de mi profesora de inglés en COMPO EXPERT, allí fui con Milo y nos encontramos con Bea, una compañera de trabajo y su marido. vimos actuar a Mel en aquella azotea de Barcelona, con la brisa, las vistas y aquella maravillosa música. Concierto Mel
  55. Visitar Colombia
    Del sábado 7 de septiembre al miércoles 2 de octubre de 2019. Después de mi viaje a México en 2016 me prometí a mi mismo volver a américa latina, ¿A dónde no lo sabía?, mi destino resultó ser Colombia.
    Mi aventura en Colombia empezó el día 7 de septiembre de 2019. Salimos de Barcelona y tomamos el vuelo de Avianca que nos llevaría a Bogotá el Dorado. Después de 10 horas de vuelo y casi 10.000 km llegamos a Bogotá . Allí tardamos otra hora más hasta pasar la aduana, y recordad, llevad la dirección de donde os vais a hospedar, a mi me la pidieron y fue otro retraso más porque no la llevaba.
    Una vez pasamos por la aduana cogimos un taxi y fuimos a casa de Camilo. Sufrí en el trayecto por la mala conducción del taxista pero afortunadamente llegamos sanos y salvos.
    Al llegar al complejo residencial nos esperaba su hermano Jorge Andrés, muy simpático que pagó el taxi y nos ayudó con las maletas. Llegamos muy cansados y con hambre y sus hermanos habían preparado la cama y arepas. Aquí aprendí la diferencia entre la arepa de choclo, que es la arepa de maíz y la arepa paisa, la arepa de trigo. Probé también la cuajada, básicamente un queso fresco parcialmente salado con unos choricillos que se hacen hervidos pero no saben tan fuertes como los españoles.
    Esa noche estuvimos hablando hasta por lo menos las 2 de la mañana y jugando al Mario Party, cosa que haríamos con bastante frecuencia en Bogotá.
  56. Visitar Bogotá
    Del sábado 7  al domingo 15 de septiembre y del sábado 28 de septiembre al 1 de octubre de 2019. El domingo 8 nos levantamos y desayunamos café o tinto como lo llaman los colombianos, arepas, chorizos, cuajada y patilla que en España es sandia. A las 12 nos fuimos a recorrer un poco la ciudad y a hacer gestiones.
    Primero fuimos a Unicentro entre la calle 127 y la carrera 15 donde nos hicimos las tarjetas de móvil para poder tener datos y llamar. Cuando terminamos de allí estuvimos dando alguna vuelta para ver si cambiábamos mis euros por pesos pero finalmente un amigo de Ana María nos dio el cambio, afortunadamente bastante mejor que en la casa de cambio.
    De allí fuimos a comer a un restaurante en el centro comercial, pedí una pita de salmón y una lulada, hecha a base de zumo de lulo.
    Del centro comercial fuimos a Usaquén, caminamos por allí y vimos los puestos y tiendas. Llegamos hasta el parque de Usaquén y la Iglesia de Santa Barbara de Usaquén, la magia de aquella zona con sus puestos, olores, artesanías y un largo etc te hacía evocar otro lugar, un lugar maravilloso al que me había transportado. En los puestos compré palo santo que acabó perfumando toda mi mochila, maleta y hasta las cartas que posteriormente mandaría.
    Ya bastante cansados decidimos volver y a la vuelta compramos infinidad de frutas que nunca había comido.
    A las 7 fuimos a misa en Santo Domingo Savio, una misa muy entretenida, super diferente en comparación con las españolas, cantaban, hacían bromas y era más jovial y divertida.
    A la vuelta llegamos al a casa y conocimos a su prima Pilar, era costeña y estuvimos buen rato hablando con ella. La volveríamos a ver en Cartagena de Indias para la boda de sus primos.
    Cenamos y recibimos a su madre Lucia que había hecho un viaje de 14 horas.
  57. Probar frutas exóticas
    Fue durante todo el viaje pero especialmente los primeros días en Bogotá, las frutas que probé fueron:
    – Lulo
    -Pitahaya
    -Zapote
    -Tomate de árbol
    – Anón
    – Mango de azúcar
    – Tangelo
    – Uva isabelina
    – Lulo
  58. Hacerme las uñas
    El lunes 9 de septiembre de 2019 nos hicimos las uñas. Era la primera vez que me hacía las uñas en mi vida, y nos lo hicimos todos, vino una señora y uno por uno. Fue una experiencia interesante intentaré repetirla más veces, gracias a esto me ayudó mucho a no comerme las uñas más.
  59. Comer en Andrés Carne de Res
    El martes 10 de septiembre de 2019 fuimos a comer a Andrés Carne de Res, uno de los restaurantes más populares en Bogotá, por su calidad e historia. Es un restaurante, por las noches rumbadero, comida espectacular y servicio inmejorable, risas, sabrosas carnes y las mejores micheladas que he probado en mi vida. Una experiencia increíble. Restaurante Andrés Carne de Res
  60. Montar en transmilenio
    El miércoles 11 de septiembre de 2019 fuimos en transmilenio, donde nos encontramos con Andrés, un amigo de Camilo, con el iríamos hasta Monserrate. El transmilenio resultaba ser uno de los pocos medios efectivos de transporte público en la ciudad, relativamente seguro y rápido. La razón de porqué Bogotá una ciudad con más de 7 millones de habitante no tenía aún un metro era un enigma, la corrupción, los costes, la intensidad del tráfico, el urbanismo de la ciudad, miles podrían ser los motivos, el caso es que solo este trasporte, además de buses y taxis articulaban el transporte de la ciudad. En consecuencia el bus del transmilenio se saturaba tremendamente y era terriblemente difícil entrar, salir e incluso estar dentro. Un horror.
  61. Visitar Monserrate
    El miércoles 11 de septiembre de 2019 después de la experiencia del transmilenio subimos a Monserrate. Monserrate es uno de los lugares santos de Colombia, un importante templo a 3152 metros de altitud que desde el 1620 es venerado. Allí está Santa María de la Cruz de Monserrate patrona de Cataluña. En Monserrate se encuentra una copia de La Moreneta.
    La subida en funicular es impresionante, las vistas de Bogotá, cada vez más alto te hacen ver lo realmente grande que es la ciudad y lo pequeño que eres tu en proporción. Una vez allí dimos vueltas para ver todo el recinto. A mí empezó a darme mal de altura y la solución definitiva colombiana es la coca, pero en su formato light que es o bien mascarla y dejar esta bola en la mejilla o bien tomarla en infusión. Yo opté por la infusión y realmente consiguió quitarme tanto la taquicardia como la insuficiencia de oxígeno. 
  62. Visitar el museo del oro
    El miércoles 11 de septiembre de 2019 llegamos al Museo del oro en Bogotá, primero comimos con Andrés en el mismo restaurante del Museo y luego nos despedimos de él. Estábamos cansados de todo el día dando vueltas para ver la ciudad, pero aquel era el momento más apropiado para visitarlo. Hicimos nuestro mejor esfuerzo y realmente mereció la pena para ver algunas maravillas impresionantes de la Cultura precolombina. Por solo 8.000 pesos vimos la primera parte de la exposición por nuestra cuenta hasta que anunciaron una guía. Evidentemente nos sumamos y la chica nos explicó todas las partes del museo, desde yacimientos, técnicas, tribus, sentidos del oro, incluso hasta las leyendas conformadas entorno al mismo. Un viaje apasionante que te permite una verdadera inmersión. Sencillamente fabuloso. Visitar el Museo del Oro
  63. Visitar Villa de Leyva
    El jueves 12 de septiembre de 2019 salimos de Bogotá para ir a Villa de Leyva, un precioso pueblo de estilo colonial en medio del desierto. Conserva el estilo de las antiguas casas españolas coloniales y el mismo pueblo es considerado monumento. Es precioso perderse por las calles, la plaza empedrada y los diferentes monumentos. Visitar Villa de Leyva
  64. Comer hormigas culonas
    El jueves 12 de septiembre de 2019 probé las hormigas culonas. Hablando en plata son bicharracos bastante grandes, sindo técnicos son himenópteros de la familia de los formícidos que destacan por su gran tamaño y ser consumidas por los indígenas Guane en Santander, Colombia.
    Mi experiencia es buena pero tampoco las considero un manjar en sí mismo, probablemente acompañadas con algo en su consumo podríamos decir que sería un complemento interesante a algún plato como las trufas no se consumen solas sino añadidas, al igual que múltiples especias.
    Su texturas crujiente, su sabor es opaco y su aroma bastante interesante, dulce, tono madera incluso acaramelado. Me recordó un poco al olor de los pupurris de maderas y flores que se utilizan para aromatizar.
  65. Ir al dentista
    El viernes 13 y el sábado 21 de septiembre de 2019 fui al dentista. El primero fue una limpieza en Bogotá y el segundo un blanqueamiento, bueno 2 en Cartagena de Indias. El resultado me pareció muy bueno y 2 blanqueamientos por 40 € me pareció espectacular de precio. El problema fue la dentera (tiricia si eres murciano) que me dio después. Verdaderamente terrible, por suerte a las 12 horas todo terminó y aunque esporádicamente me volvía a dar algún pinchazo ya era de menor intensidad y muy dilatado en el tiempo. Ir al dentista
  66. Visitar el jardín de Simón Bolívar
    El viernes 13 de septiembre de 2019 el jardín Botánico de Simón Bolívar es una joya verde para Bogotá por donde te puedes perder entre miles de ejemplares tanto autóctonos como foráneos.
    Lo cierto es que no pude disfrutarlo en toda su grandeza porque otras cosas se gestarían en aquel jardín, una crónica de una muerte anunciada, una ruptura ya se había producido. Visitar el botánico de Simón Bolivar
  67. Visitar Nemocón y sus minas
    El sabado 14 de septiembre de 2019 visitamos el pueblo de Nemocón y sus minas.
  68. Visitar Salento
    Del domingo 15 al martes 17 de septiembre de 2019. El domingo 15 salimos de Bogotá en avión hacia Pereira, de allí a Salento
  69. Visitar Medellín
    Martes 17 al 19 jueves
  70. Visitar la comuna 13
    Jueves 19
  71. Visitar el Museo Botero
    Jueves 19
  72. Visitar Cartagena de Indias
    Viernes 20 al lunes 23 y del miércoles 25 al jueves 26
  73. Boda en Cartagena de Indias
    Sábado 21
  74. Visitar Isla Múcura
    lunes 23 al miércoles 25 de septiembre
  75. Visitar Guatapé
    Jueves 26 de septiembre
  76. Leer Inteligencia emocional en una semana de José Mª Acosta
    El viernes 27 de septiembre de 2019 terminé Inteligencia emocional en una semana, uno de los libros más interesantes y prácticos que he leído.
  77. Jugar al risk
  78. Volver a COMPO EXPERT
    El viernes 4 de octubre de 2019 volví a COMPO EXPERT pero con unas condiciones y un puesto diametralmente opuesto. Comenzaría a ser autónomo y con el puesto de Community Manager para asistir a diferentes eventos que me propusiera COMPO EXPERT. Una experiencia nueva, atractiva y bastante bien pagada toda una aventura.
  79. Volver a Valencia
    El lunes 7 de octubre de 2019 aprovechando que iba a recoger mi título y tenía que ir a Murcia pasé por Valencia. Fue un viaje frenético después de hacer muy pocos días que volví de Colombia. Di una vuelta por toda la ciudad desde la Estació del Nord recordando cada calle, cada momento vivido, mandé las cartas que no pude entregar en Colombia y recoger mi título de la carrera.
    Pasé por la Universidad y lo recogí dando una vuelta por todo el recinto para recordar mis 2 años en la Universitat Politècnica de València. Cuando terminé me fui al Cabanyal donde tantos días había estado para dejarme sumergir en las músicas de la playa, la arena y los aromas a mar.
    Para terminar el día quedé con Josef y comimos en el Beirut como la última vez, al final después de varios percances con el tren llegué a Murcia exhausto.
  80. Recoger mi título
    El lunes 7 de octubre de 2019 llegué a la Universitat Politecnica de València y después de varios recogí el título de mi máster. Cuando llegé a la Universidad todo parecía estar exactamente igual, el césped, el ágora, incluso las clases y el edificio 3P de agrónomos. Estaba solo en aquel momento en secretaria. Un hombre amable después de firmas e intercambio de papeles y mi DNI me hizo entrega de mi título, una sonrisa y salí al patio a ver que había conseguido, mi título y una carta con bellas palabras del rector, después de tantos años de esfuerzo, exámenes, idas y venidas, experiencias, amigos, profesores, un sin fin de historias para contar llenas de la magia de la propia vida.
    Si os digo la verdad es más bonito recibir el título que terminar la carrera en sí, porque cuando terminas es como una interrogación, un sonido sordo del ahora qué, inaudible para el oído humano. La emoción y la satisfacción de haber terminado, en el momento de terminar, es agridulce, incluso, una amarga noticia, porque todo tu mundo cambia de la noche a la mañana.
    Pero cuando recibes tu título ya han pasado varios años, mejor o peor ya estás medio colocado, has encarado la vida de otra forma, de entusiasmo quizá de realidad, pero eres más maduro y añoras esos momentos de universidad, mitificados, donde se ha suprimido todo el sufrimiento, los sin sabores, el estrés, las horas interminables en la biblioteca, los enfados o las noches sin dormir, y solo queda ese sentimiento idílico de la magia del esfuerzo y la superación.
  81. Empezar en un coro
    El martes 8 de octubre empecé con mi amigo Ulises en un coro en Murcia. Llevaba mucho tiempo queriendo trabajar estos aspectos del aparato fonador, la respiración, el trabajo con la dicción, vocalización, profundidad y otros matices de la voz y la expresión. Realmente fue un momento de oro para aprovechar el momento y lanzarme a la piscina con esta actividad, el resultado a parte de útil fue maravilloso.
  82. Hacer una bandera para mi marquesado
    El domingo 13 de octubre de 2019 terminé de diseñar una bandera que tanto tiempo había estado pesando. Surgió como muchas cosas en la vida sin buscarlo y por casualidad. Realicé un patrón de un monograma que había realizado con letras del alfabeto etíope y duplique 2 veces este anagrama de forma especular. Resultó una forma geométrica interesante parecida a una cruz, eliminé los elementos que complicaban la figura y resultó una cruz griega. Pensé en dejarla tal como surgió pero le añadí cuatro flores de lis de las seis que contiene mi escudo. Bandera marquesado Cerezo Martínez
  83. Formación digital cruz roja
    Del miércoles 9 al jueves 10 de octubre de 2019 hicimos la formación en Digicraft subvencionda por la fundación Vodafone para que los menores adquiriesen las competencias digitales imprescindibles para el desarrollo de sus profesiones en el futuro. Formación Cruz Roja
  84. Viaje a Madrid
    Del jueves 17 al domingo 20 de octubre de 2019 estuve en Madrid. El viernes tenía una reunión con Integral media para empezar a definir algunos aspectos de los proyectos que iba a desarrollar con COMPO EXPERT, por tanto, la reunión fue el motivo de mi viaje. No obstante, no todo iba a ser trabajar, el mismo día fui a Aranjuez con mi amigo Juan y a la vuelta a cenar con mi prima Laura.
    El resto del fin de semana fue de descanso y ver la exposición de Pink Floyd, necesitaba una escapada para despejarme y buscar nuevas ideas, sin duda dio resultado, Madrid nunca me deja indiferente y aunque no pude ver a todas las amistades que quería el conocer gente nueva y ver a los que pude fue suficiente. Visita a Madrid
  85. Visitar Aranjuez
    El viernes 18 de octubre de 2019 fui después de la reunión en Leganés fui con Juan hasta Aranjuez aunque llegamos tarde para la visita al palacio, las vistas de la ciudad, los jardines y el propio palacio desde fuera eran espectaculares sobre todo con las luces del atardecer, un juego de luces increíble. Visitar Aranjuez
  86. Exposición de Pink Floyd
    El sábado 19 de octubre de 2019 fuimos Laura y yo a la exposición de Pink Floyd. Verdaderamente no era demasiado fan del grupo pero me atraía la idea de ir a alguna exposición en Madrid y acepté sin pensarlo.
    Una vez dentro quedé tan impresionado por la cantidad de cosas que aprendí, ideas y música. Me impactó mucho en muchos sentidos. La música por supuesto, siempre buscando el límite para innovar, dar siempre lo mejor de ellos. El punto artístico, la iluminación, creatividad, imágenes es sencillamente extraordinaria, cualquiera que tenga un mínimo de sensibilidad artística podría notarlo.
    Me removió muchas cosas y me hizo crear un vínculo fuerte con el grupo. Visitar exposición Pink Floyd
  87. Comenzar rutina gimnasio
    El martes 22 de octubre me apunté pero no fue hasta el viernes 25 cuando empecé las rutinas en el gym. Exactamente con las mismas rutinas que me había ido estableciendo en Barcelona, gym, piscina y algo que incorporé en mis nuevas rutinas, la relajación en el baño turco, spa y chorros. Una experiencia bastante gratificante para después del entrenamiento, estiramiento y relajación para descontracturar y mejorar la recuperación después de los ejercicios. Rutina gimnasio
  88. Visita a Almería, Adra y el Ejido
    El miércoles 23 de octubre de 2019 me fui al primer evento que tuve como Community Manager con COMPO EXPERT. Me fui por la mañana temprano hasta Almería donde me encontré con Noelia y Claudia, estuvimos viendo varias fincas de papaya, pimiento y tomate en Almería, Adra y el Ejido, fue una buena experiencia menos la de quedarnos con el coche en mitad de un charco salir por las ventanillas y empujar el coche. Visitar Almería
  89. Mi primer hosting y dominio de empresa
    El viernes 25 de octubre adquirí mi primer domino y hosting como empresa. Aunque para los expertos sea una cosa de coser y cantar a mi me llevó bastante tiempo el configurarlo, instalarlo y adaptarlo. Además también cree un correo corporativo asociado a office 365 que me costó casi 3 días configurar. Poco a poco si la buscas la consigues.
  90. Ver el nombre de la rosa en la filmoteca
    El viernes 25 de octubre vimos el nombre de la rosa en versión original en la filmoteca de Murcia. Nos juntamos Ulises, Jose y yo para ir a verla. La introducción que hizo una de las ponentes, casualmente madre de uno de mis profesores de la Universidad me hizo apreciar mucho más la película buscando cada detalle. Ir a la filmoteca
  91. Ver la película del Joker
    El sábado 26 de octubre me fui con María Inglés a ver el Joker. Hacía muchos años que no la veía y fue un buen momento para ponernos al día y contarnos nuestros proyectos y miserias. De aquel día saldrían importantes viajes y negocios. Ver el Joker
  92. Visitar Villa Joyosa y el Racó del conill
    El domingo 27 de octubre mi amigo Luis venezolano, Dariel cubano y yo fuimos al Racó del Conill y a comer a Villa Joyosa, un domingo precioso, lleno de naturaleza, sol, un poco de fresquito y buena comida rodeado de la mejor compañía. Racó del Conill
  93. Visita a Córdoba y Estepa
    Del martes 5 al miércoles 6 de noviembre de 2019 salí de Murcia para quedarme en Córdoba, en el trayecto llegué a Velez-Rubio donde hice un alto en el camino para desayunar y ver un poco el pueblo. Continué mi camino hasta Córdoba. Comí y descansé un poco en hotel hasta que decidí dar un paseo por la ciudad, la mezquita y todas las callejuelas que contaban historias de sultanas, hechiceras de la noche por las que te podías perder.
    Por la noche fui a cenar con un amigo y probé los flamenquines, una comida muy típica de Córdoba.
    Al día siguiente tocaba trabajar y estuve asistiendo el evento en Estepa, un evento sobre el olivar, de premio me tocó una botella de aceite. Visita a Córdoba
  94. Ver la película de Maléfica
    El viernes 9 de noviembre de 2019 fui a ver Maléfica con César, un amigo murciano. Me pareció una película muy bonita, pero lo mejor vino después, compramos comida y nos fuimos hasta la Cresta de gallo, las vistas eran maravillosas y estuvimos viendo la ciudad de Murcia iluminada en la noche hasta las 4 de la mañana. Visita Cresta del gallo
  95. Visita a Barcelona/Valencia
    Del viernes 15 al jueves 21.
  96. Leer Inteligencia emociona de Daniel Goleman
    El jueves 21 de noviembre de 2019
  97.